Desde hace tres años los monjes jerónimos dejaron el Monasterio de Yuste, una de sus casas desde la Edad Media con alguna intermitencia. Los pocos que quedan en España viven en el convento de Santa María del Parral, en Segovia. Desde hace tres semanas dos monjes polacos de la Orden de San Pablo Primer Eremita (Paulinos), Pablo y Rafael (Pawel Stepkowski y Rafal Zawada), han devuelto la vida monacal al monasterio verato; la vida sencillamente. El domingo 10 de marzo será su presentación oficial a través de una eucaristía a las cinco de la tarde.

Pantallazo de un video de Europa Press.

Pantallazo de un video de Europa Press.

De momento son dos monjes, que poco a poco se van defendiendo con el español, pero esperan ir sumando compañeros en los próximos meses. Altos y corpulentos, amigos de la siesta, están al frente también de la parroquia de Cuacos de Yuste.

Los jerónimos han sido muy importantes en Extremadura, donde además de Yuste (el retiro elegido por el emperador Carlos V) llevaron el Monasterio de Guadalupe (ahora ocupado por franciscanos).

028_yuste_02

En Vivir Extremadura encontrarás información y noticias diferentes de Extremadura.